Zarauzko dama o La Dama de Zarautz es una escultura en acero inoxidable del escultor Marcos Hernando que ha querido plantear  un referente visual obligado desde los numerosos puntos de vista posibles. Una escultura firme, que mira al mar de frente y es vista desde el mar, la playa y el propio paseo. Una escultura, en palabras de su autor: antropomorfa, femenina, totémica, que vigile, vele y proteja sus dominios, su entorno, Zarautz.