11 ¡Primavera!

11 ¡Primavera!

Cierto día de primavera, Céfiro, el viento del oeste, descubrió paseando a la ninfa Cloris y al punto se enamoró de ella. La raptó y luego la desposó. Como prueba de amor, Céfiro nombró a su amada reina de las flores y le concedió el poder de germinar las semillas de las flores ornamentales y de cultivo. Su nuevo nombre fue Flora....

Siga leyendo